Miércoles 20 de Marzo | 12:28

Miércoles 20 de Marzo | 12:28
NACIONALES
15 de Diciembre, 2018

Alerta sanitaria en un pueblo: en casi dos años se quitaron la vida 11 adolescentes

16:41 | La gran mayoría tenía entre 15 y 17 años. La tasa general de suicidio en Argentina es de 14 muertes por cada 100 mil habitantes, pero en San Jorge es de 41 fallecimientos por cada 100 mil. "Se trata de una epidemia", advierten los especialistas.

Alerta sanitaria en un pueblo: en casi dos años se quitaron la vida 11 adolescentes

A mediados de noviembre, un joven de 22 años y empleado del frigorífico del pueblo se quitó la vida. Fue la novena víctima de la ciudad santafesina de San Jorge, ubicada a 152 kilómetros de la capital provincial, en suicidarse este año. Apenas una semana antes, había hecho lo mismo una adolescente de 17 años, amiga de otra de 15 que se había ahorcado en octubre. Y en los últimos días de diciembre sufrió dos intentos de suicidio otra amiga de ambas chicas.

San Jorge debía festejar esta semana los 132 años de su fundación, pero una dura realidad mantiene a este pequeño pueblo de extensa pampa verde conmocionado y opaca todas las celebraciones: en casi dos años se suicidaron 17 personas, entre ellas 11 son jóvenes y adolescentes. Y no es todo. Muchos otros chicos intentaron hacer lo mismo a lo largo de 2018.

La cifra es preocupante por dónde se la mire. De acuerdo a un informe de la Organización Mundial de la Salud (OMS), en la Argentina hay por año 14 suicidios cada 100.000 habitantes. En San Jorge, un pueblo santafesino de poco más de 22 mil vecinos, durante 2018 se suicidaron 9 personas y el año pasado lo hicieron otras 8. Las cifras locales determinan que la tasa es de 41 muertes por cada 100.000 habitantes, o sea, tres veces más que la media nacional, que es una de las más altas en la región.

Las alertas se encienden ante el panorama desalentador de los jóvenes que sufren: al menos 30 adolescentes se provocaron cortes o intentaron suicidarse en los últimos meses. Porque, claro, la persona que atenta contra su vida quiere dejar de sufrir, no morir. Y en esa idea desesperada de poner fin al dolor que los aqueja ponen fin a su existencia sin tener noción ni conciencia plena de lo que están haciendo. "Se sienten perdidos en un túnel negro, sin luz ni esperanzas", coinciden en explicar los expertos sobre el suicida.

“Él cayó por la madrugada a mi casa y dijo que tenía alucinaciones de que se iba a matar, que necesitaba ayuda y que no se animaba a decírselo a su familia, pero que quería salir de ésta (las drogas). A la mañana llamé al hospital para que lo vea un médico. Me dijeron que no lo iban a poder atender, que era imposible y que fuera al día siguiente... Por la tarde mi amigo se ahorcó frente a mi casa”, recuerda con dolor su gran amiga, cuya identidad preservamos.

N.O. tenía 21 años y había abandonado la escuela a los 13, cuando consiguió su primer trabajo que resultó ser el camino al abismo. “Fue su patrón quien le enseñó a consumir porque le decía que así iba a tener más rendimiento en el laburo”, subraya con bronca y desazón la joven de 21 años. A ocho meses de esa tragedia, ella forma parte de un grupo comunitario que contiene a chicos de su barrio que sufren adicciones y violencia, los principales flagelos de los que son víctimas la mayoría de los adolescentes de las zonas más vulnerables de San Jorge.

También intenta continuar con sus estudios para ser docente, pero le cuesta, aunque no baja los brazos y se refugia en la contención que le dan sus profesores. “No es fácil seguir adelante cuando se te mata un amigo frente a tu casa”, cuenta la joven en diálogo con minutouno.com, que llegó hasta el pueblo para cubrir el operativo sanitario de emergencia que se desplegó en la ciudad. Durante la cobertura y el mismo día de esta entrevista, una adolescente de 15 años intentó ahorcarse, amiga de otras dos chicas que se suicidaron en octubre y noviembre.

Si se analizan las estadísticas del Ministerio de Salud de la Nación, la realidad de San Jorge coincide con lo que muestran los datos generales: el sector de la población con mayor tasa de suicidio es la franja etaria de entre 15 y 24 años. En el pueblo santafesino, los 11 chicos que se mataron tenían entre 15 y 23 años.

“Por cada suicidio consumado hay 20 intentos (registrados o no)y por cada suicidio hay un grupo directo afectado de entre 20 a 80 personas entre los familiares y amigos. De ese grupo vulnerable, en los años siguientes, el 50% de las personas suele sufrir depresión y/o ideación suicida”, explica la psicóloga Diana Altavilla, miembro de la Asociación Internacional de Prevención del Suicidio, y dimensiona la gravedad de una problemática que crece año a año, en especial entre los más jóvenes.

Dejá tu comentario

Más Leídas de hoy

También te puede interesar

Un transportista murió aplastado por su propio camión

Un transportista murió aplastado por su propio camión

Doble procesamiento con prisión preventiva a Cristina Kirchner

Doble procesamiento con prisión preventiva a Cristina Kirchner

Se suicidó Osvaldo Raffo, el perito que afirmó que a Nisman lo asesinaron

Se suicidó Osvaldo Raffo, el perito que afirmó que a Nisman lo asesinaron

Se suicidó Osvaldo Raffo, el perito que afirmó que a Nisman lo asesinaron

Se suicidó Osvaldo Raffo, el perito que afirmó que a Nisman lo asesinaron

Los alimentos suben hasta 15% desde este lunes

Los alimentos suben hasta 15% desde este lunes

Triste noticia sobre Juan Martín del Potro

Triste noticia sobre Juan Martín del Potro

El Papa Francisco, muy cerca de visitar Argentina

El Papa Francisco, muy cerca de visitar Argentina